El viejo y el mar: un análisis

ANÁLISIS: EL VIEJO Y EL MAR

«El viejo y el mar» es una historia del hombre contra la naturaleza, contra las dificultades, contra la pobreza y contra él mismo. [AV1] Al comienzo de la novela, Hemingway lleva al lector directamente a la vida y a las luchas de Santiago, un viejo pescador cubano.

Santiago está regresando a la costa después de su octogésimo[AV2]  cuarto día sin pescar un pez. Esta dificultad y su impacto reverberante consumen la vida de Santiago. La pesca lo es todo para él. Es tanto su pasión como la forma en que se gana la vida.

En su fracaso, sentí todas las imposibilidades de mi propia vida. En su esperanza y perseverancia, sentí el espíritu humano. Su personaje impulsa la novela. Si bien la suerte de Santiago puede ser mala, su capacidad para mirar hacia el día siguiente y encontrar una razón para continuar es persistente. Estas son las características principales que el personaje de Hemingway me hizo querer. Sentí, casi instantáneamente, un apego a Santiago y un interés en sus dificultades diarias.

[AV3] 

Santiago y Manolin

A medida que avanza El viejo y el mar, el lector puede ver con claridad la mente de Santiago y la pureza de sus impulsos. Se preocupa por las cosas simples, ante todo la pesca, pero también por su joven amigo Manolin, y por el béisbol, específicamente Joe DiMaggio.

Cuando se presenta el personaje de Manolin, la empatía y el compromiso ya crecientes que sentía hacia el personaje de Santiago se expandieron. Cuidar a uno y sentirse atado a su destino, es cuidar al otro.[AV4]  Manolin está conectado con Santiago a través de la amistad y el interés mutuo por la pesca y los deportes.

La inversión que ya había desarrollado en estos personajes y su lucha contra la pobreza, el hambre y el fracaso, se hizo a la mar junto a Santiago, que se esfuerza, esperando contra toda esperanza que esta vez, en el día ochenta y cinco, las cosas sean diferentes. Ha enfrentado rachas de mala suerte antes y se niega a creer que esta será la más larga.

La persecución

Las representaciones de dolor, perseverancia y fortaleza de Hemingway son incomparables en esta sección memorable de El viejo y el mar. A través de los pensamientos de Santiago y las palabras que se dijo en voz alta, el lector es arrastrado a un mundo de sufrimiento y determinación. En mis propias manos, parecía que podía sentir el peso de la línea. A través de mi espalda, traté de imaginar su presión. Las largas horas de un día se trasladaron a la noche y el día de nuevo, pesaron en mi propia mente mientras consideraba las reservas de fuerza que tenía el anciano[AV6] .

Motivaciones y consideraciones de carácter

En este punto de El viejo y el mar, me encontré considerando las motivaciones de Santiago y lo que haría en su lugar[AV7] . Sabía sin lugar a dudas que no podría soportar las miserables fuerzas que hizo cuando el marlin lo arrastró hacia el mar. Tampoco podía regresar al océano después de la devastación que los tiburones provocaron en el largo trabajo para pescar más adelante. Esto, por supuesto, hizo que sus esfuerzos fueran aún más impresionantes.

¿Pero qué, me pregunté, lo mantuvo en marcha? ¿Cómo podía él, un anciano frágil, perseguir al marlín con tanta determinación? Si bien nunca pude decir con certeza lo que estaba pensando Ernest Hemingway, o lo que Santiago podría decir por sí mismo, llegué a la conclusión de que creo que habla de la raíz del carácter del anciano.

[AV8] 

Cuando el marlín tomó su anzuelo y vio el premio a su alcance, sintió que todo, todos los imposibles de su vida, se fusionaban en una única posibilidad física al final de su línea. Sabía que tenía que atrapar este pez o morir en el intento. Fue la culminación de su vida sencilla y las experiencias que había aprovechado para llegar a donde estaba. Quería demostrar su valía, como hombre, pero también como otra forma de vida, sufriendo y sobreviviendo como lo hacen la miríada de peces y pájaros a su alrededor.

El anciano y el mar: una conclusión

En conclusión, esta novela dolorosamente corta, que habla tan claramente de lo que significa ser humano en un mundo frío y odioso, me da esperanza. Terminando la novela, me encontré fascinada por la continua fascinación de Santiago por su pasado, concretamente, por los leones en la playa. El recuerdo se imprimió en mi propia mente, y traté de ponerme en sus zapatos y averiguar qué había en la escena que lo había capturado tanto. Ahora creo que fue la pureza del momento. El mundo estaba alineado, con la naturaleza actuando de acuerdo con sus propias leyes y al mismo tiempo mostrando a Santiago los dos posibles que consumen la vida humana: la alegría y la comunidad.[AV9] 

Sasha Cegarra


 [AV1]Bien

 [AV2]84

 [AV3]Exacto. El ser existencial que ha comprendido las dificultades de la vida y sigue adelante. Muy bien.

 [AV4]Ok. Bien.

 [AV5]Coma

 [AV6]Ok

 [AV7]OK. Tuvo un sentido para ti.

 [AV8]DE la fragilidad del anciano y de todos nosotros, vulnerables ante el mundo hostil de la Modernidad

 [AV9]Es un excelente análisis. Te felicito.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s